Logotipo del blog

5 características de las naves industriales para almacenaje

Por Graciela Ramírez
12 enero, 2018 | Noticias de Arquitectura
ARQUITECTURA INDUSTRIAL > 5 características de las naves industriales para almacenaje

Comparto cinco características acerca de las naves industriales para almacenaje, como las desarrolladas por el trabajo de Abraham Cababie Daniel.

Inmediatamente al pensar en desarrollos comerciales nuestra cabeza se dirige a los grandes edificios de oficinas y los locales comerciales donde la mayoría de los negocios suelen operar. Sin embargo, existe otro tipo de proyectos de carácter industrial donde las empresas relacionados con el manejo de productos tienen una gran parte de su actividad: las naves industriales. Estas propiedades son pieza clave de la estrategia de expansión, distribución y comercialización de muchos tipos de negocio, y son usadas frecuentemente para poder lograr con éxito presencias locales y nacionales con una correcta estrategia.

  • Ubicación estratégica – Al ser parte clave de la cadena de distribución de muchos productos, las ubicaciones de estas naves industriales suelen ser en puntos clave dentro y fuera de las ciudades con fácil acceso a carreteras y vías principales para facilitar el manejo y colaboración.
  • Tamaños para todos los tipos de necesidades – Dependiendo del tipo de operación que tenga tu empresa, el tamaño o la cantidad de inventario que necesites almacenar, tendrás a tu disposición diferentes opciones que van desde unos cientos a miles de metros cuadrados.
  • Seguridad y Vigilancia – Los productos almacenados en las naves industriales son de gran importancia, por lo que la gran mayoría de estas tiene un diseño pensado para resguardarlos de la manera más segura posible. Casetas de vigilancia, accesos separados para el público y transportistas, así como sistemas de seguridad con circuito cerrado son indispensables.
  • Acceso para vehículos comerciales – Los patios de maniobras de vehículos de distribución aseguran que tus productos llegarán de manera directa al área de almacenamiento para que puedan ser distribuidos a donde lo necesites.
  • Oficinas integradas – Muchas veces la necesidad de almacenamiento va de la mano con el equipo de logística y otras áreas importantes para el éxito de tu empresa. Muchas naves industriales cuentan con zonas aisladas específicas para que puedas llevar a cabo actividades corporativas que son vitales para el traslado y administración de la mercancía.

Contar con el espacio adecuado para poder almacenar y proteger tus productos es una labor que puedes cumplir de manera fácil a través de una nave industrial localizada en algún punto estratégico. Esto facilitará de manera enorme las labores de distribución y ahorrará así costos para ti y tu empresa a mediano y largo plazo, haciendo de tu operación algo más rentable.

ARTÍCULOS RELACIONADOS